lunes, 29 de junio de 2009

Si Dios fuera mujer...

"...qué lindo escándalo sería, qué venturosa, espléndida, imposible, prodigiosa blasfemia."

El viernes pasado tuvo lugar un homenaje a Benedetti en la madrileña Casa de América. Por mucho que lo quise no pude llegar hasta allí, para escuchar como Sabina le dedicaba estas palabras:
Los versos de Benedetti saben a calle y a corazón partido y por eso muchos de ellos han sido cantados. Algo que desean en secreto muchos de esos poetas académicos y exquisitos a los que no les gusta Mario.” Y aquí va otro homenaje, que sabe a calle...desde los callejones de YouTube:


sábado, 27 de junio de 2009

Alcalá vieja y bonita

Me sorprendió hoy un nuevo “viejo” callejón restaurado en mi Alcalá cotidiana, como resultado de ese loable afán del Ayuntamiento de mantener los centenarios muros y construcciones. Solo así es posible que sea tan bonita esta Villa de más 2000 años, sobre cuyos campanarios anidan y vuelan las cigüeñas.

Al bajar por la calle Libreros este mediodía de sábado encontré un nuevo resquicio, fachadas de piedra que se extienden ahora por este antiguo y estrecho Callejón de las Santas Formas para enlazarla con la remozada plaza de San Lucas. Bajo al plaza hay un moderno aparcamiento.

Buena manera de combinar tiempo y tradición con la funcionalidad de una ciudad moderna, en la que sobran coches y falta lugar.

Al final se ve como brota una higuera, verde, desde los desolados muros de la antigua iglesia de los jesuitas. Increíble, otro buen contraste, del que dejo estas instantáneas.

martes, 23 de junio de 2009

Hoy es noche de San Juan, y hago una entradita en la pantalla azul…

Para celebrar que llega el verano, que mi nena ha terminado hoy la primaria con unas notas estupendas…y que tengo un nuevo trabajo. He estado alejada algunas semanas pero espero venir pronto, a seguir llenando bits como dice el amigo Amaury-Papelbit.

Será porque he vivido períodos bastante largos en pleno hemisferio norte, lo suficiente para notar como se acortan las noches y se alargan los días en el verano, o porque me gustan las fiestas paganas, pero tiene su encanto esta noche mágica en que la naturaleza, la noche y los hombres se unen para celebrar las cosechas, la fecundidad y el tener más tiempo de luz y diversión.

Realmente la primera vez que escuché de esta celebración - tan antigua como la humanidad misma, anterior a las religiones católica o mahometana- fue vía Serrat, tiempo ha. Y aquí, luego de muchísimos años, la vuelve a cantar en concierto con Joaquín, el maestro Sabina…duo entrañable esa Noche de San Juan.